Al menos dos personas murieron y 30 más resultaron heridas este lunes, después de que supuestos milicianos musulmanes detonaran de forma remota una bomba cerca de la entrada a un centro comercial en el sur de Filipinas, informaron las autoridades.

El atentado se presentó en un momento en que las personas hacían compras de último momento para las celebraciones de Año Nuevo.

El artefacto estalló cerca de un depósito de equipaje en la entrada del centro comercial Souths Seas en la ciudad de Cotabato, dejando heridos a compradores, vendedores y conductores.

Explosión en Centro Comercial de Filipinas
Explosión en Centro Comercial de Filipinas
Explosión en Centro Comercial de Filipinas

Agentes militares y policiales informaron que detectaron otra bomba sin detonar en un lugar cercano cuando las fuerzas gubernamentales impusieron un bloqueo de seguridad en la ciudad.

Según la investigación inicial, el diseño de la bomba era similar a aquellas utilizadas anteriormente por milicianos musulmanes que habían jurado lealtad al grupo ISIS, advirtió el teniente general Cirilito Sobejana vía telefónica.

La semana pasada las fuerzas gubernamentales lanzaron una ofensiva contra los milicianos pertenecientes a un grupo llamado Daulah Islamiyah y al menos siete de los milicianos murieron en la lucha, informó Sobejana.

Dos personas muertas tras explosión en Filipinas
Dos personas muertas tras explosión en Filipinas
Dos personas muertas tras explosión en Filipinas

El hecho según el general sería “parte de la represalia, pero el problema es que victimizan a civiles inocentes”, dijo a reporteros.

Un testigo vio a un hombre dejar una caja en una zona muy concurrida cerca de la entrada del centro comercial, donde deambulaban compradores y vendedores, señaló el subdirector de la policía de Cotabato, Romeo Galgo Jr.

La explosión hizo añicos ventanales y arrojó escombros a la calle frente al centro comercial.

src=”https://www.youtube.com/embed/oyFcDLNWWpM” width=”560″ height=”315″ frameborder=”0″ allowfullscreen=”allowfullscreen”>

Dos de las aproximadamente 30 personas alcanzadas por la explosión murieron mientras eran llevadas al hospital, agregó Sobejana.

“Esto no es solo otro acto terrorista, sino un acto contra la humanidad. No puedo entender cómo puede existir tanta maldad en esta época festiva”, dijo la alcaldesa de Cotabato, Cynthia Guiani-Sayadi, quien condenó el atentado.

El ataque, el más reciente de una serie de agresiones que se les han adjudicado a los milicianos de la región volátil, ocurrió a pesar de las intermitentes ofensivas del ejército contra facciones de grupos milicianos no lejos de Cotabato y las provincias periféricas.

Con información de AP

Ir a la portada de BLes. 

Una bomba en un centro comercial de Filipinas deja dos muertos y 30 heridos (video)

Califique esta publicación

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here