Ser la hermana mayor significa haberse convertido en la persona más sensata de la casa

Tener fama de ser la más paciente, e incluso, según la ciencia, un poco más inteligente que los demás hermanos.

Aunque ser la hermana mayor implica tener muchas responsabilidades, también tiene grandes beneficios

Tales como toda la atención de los padres al principio, mimos, paseos, juguetes únicos para ti que no debes compartir con nadie, ropa propia, entre otras cosas

Y si bien es cierto conforme el tiempo pasa y se va creciendo, la hermana mayor se convierte en un pilar muy importante para mantener unida a la familia.

Aunque es genial ser la hermana mayor no todo es bueno para ellas pues estas se convierten en el ejemplo a seguir de los hermanos menores

Y por ello se debe ser más inteligente y menos problemática, siendo esto una gran responsabilidad

O a veces un gran problema pero no tanto como el hecho de que la ciencia ha descubierto que ser la hermana mayor podría significar subir rápidamente de peso.

Si, así como lo lees

De acuerdo a un estudio publicado en el Journal of Epidemiology Community Health

En donde se evaluaron los registros médicos de 13 mil pares de hermanas

Se demostró que las mayores tienen un 29% de probabilidad de tener sobrepeso, más un 40% de riesgo de padecer obesidad, esto en comparación con sus hermanas menores.

Asimismo, el estudio encontró que las primogénitas eran ligeramente más grandes al nacer

Minuciosamente más altas en la edad adulta y tenían más probabilidades de tener un índice de masa corporal más alto durante el embarazo en comparación con su hermana menor.

Esto se debe, según los científicos, a que el suministro de sangre a la placenta durante el primer embarazo de una mujer es menor.

De acuerdo con análisis, la razón de dicho comportamiento podría deberse a que el suministro de la sangre a la placenta durante el primer embarazo de una mujer es menor.

Además de ello, se considera que el primer hijo siempre recibe más atención, cuidados y alimento que los hermanos que llegan después de este.

Según los expertos esto se debe a que el suministro de sangre a la placenta durante el primer embarazo de una mujer es menor.

Tal parece que el estudio mostró que el sobrepeso no siempre depende exclusivamente del estilo de vida que llevan las personas

También existen otros factores determinantes y aunque estos no pueden cambiarse, si podemos cambiar el cómo vivimos y comemos y cuanta actividad física al día hacemos.

¡Todo sea por nuestra salud!

Sin importar como sean las hermanas mayores siempre serán increíbles y por nada del mundo las cambiaríamos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here