“Es mi hija y yo decido” bajo estas palabras Enedina Vance publicó en la red social facebook una fotografía de su pequeña bebé con una supuesta perforación en la mejilla según publica Univisión.

El siguiente pie de foto acompañaba a lo que en pocos minutos se convertiría en la imagen más polémica del día: “Luce hermosa cierto, ¿cierto? Sé que al crecer le encantará; me lo agradecerá al crecer”

Para encender más las redes colocó “soy su madre, ella es mi bebé y puedo hacer lo que yo quiera con ella”

No requiere permiso de nadie; ni siquiera de ella, esto no es un abuso, de serlo sería ilegal; sin embargo no lo es, todos le ponen pendientes a sus bebés, ¿Cuál es la diferencia?

Tal cual como había pensado la madre, los comentarios no se hicieron esperar, frases como “eres una mala madre” hasta amenazas para quitarle la custodia de su hija fueron parte de todos los comentarios que le hicieron los usuarios de la red social.

Sin embargo, Eso exactamente es lo que ella quería… Enedina vance es una activista que está en contra a las perforaciones en los bebés o alguna modificación corporal, ya sea un simple arete en las orejas o la circuncisión.

Fotografía con fines de protesta

Para llamar la atención de los usuarios respecto a las perforaciones en los niños, Enedina subió la fotografía a las redes sociales en modo de provocación y obtener un debate con la opinión de cada persona. La madre solicitó a los usuarios no ser juzgada debido a que ella es su madre y tenía derecho sobre su pequeña hasta sus 18 años y alegando el siguiente escrito:

“Las personas comúnmente le hacen perforaciones a sus pequeños a los pocos meses o hacen una operación menor para remover su prepucio al nacer” ¿existe diferencia?

No obstante colocó luego de ello; La foto es un Photoshop

So I got the baby girl’s dimple pierced!! 

It looks so cute, right?!! I just know she’s gonna love it!! She’ll…

Posted by Enedina Vance on Wednesday, June 28, 2017

Esta madre activista logró su objetivo

Esta madre y activista logró su objetivo, demostrando la doble moral de la sociedad en un mismo tema. De igual manera la discrepancia que existe entre las personas por lo mismo.

“En la oreja del bebé está bien, es lindo, es femenino, pro en la mejilla el mismo arito es visto como abuso infantil… la misma perforación, es mismo dolor del pequeño no importa el lugar”

La madre confiesa que también tiene discrepancia con el hecho, pues desde pequeña sus padres y generaciones antes que ellos le enseñaron que al bebé luego de nacer se le hace una perforación en las orejas, ya sea en el hospital o la madrina al bautizar.

Según tradiciones la madrina le regaló dos pendientes de oro para ser colocado luego de perforarle la orejita, el cual estéticamente “se ve bien, sin embargo cuando su hija ya adulta  llegó con dos perforaciones más en el lóbulo de la oreja, Enedina confesó que no pudo hacer nada.

“estoy segura que muchas madres al igual que yo sienten lo mismo” para alguna ocasión está bien pero en otras, no estamos muy de acuerdo; así sea de una misma acción pero en diferente lugar… ¿la razón? La sociedad… Ya sea por religión, prejuicios o por estética siempre hay una excusa de no permitirlo pero si aceptarlo en la oreja.

Conclusión

El tema es un poco polémico y,  es y será siendo a discrepancia de los demás, sin embargo debes de tener en cuenta que sea cual sea la postura que tengas como madre, jamás olvides el sentido común y seguridad de tu pequeño. Existen casos extremos que sobrepasan tus derechos como madre, eso debes tener en cuenta.

Aunque las perforaciones en la oreja o circuncisión en el bebé no atentan contra su salud, debes tener cuidado al realizarlo para evitar infecciones.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here